Cancha de Fútbol de La Catedral hoy. 2013






Así lucía la célebre cancha de Fútbol de Pablo Escobar en la cárcel de la Catedral, años después de su estancia en ella.  Las porterías originales arruinadas y otras más sencillas en su lugar.


Extradición de Hernán Botero Moreno. 1984


Luego de la muerte de Lara Bonilla fue capturado en Medellín Hernán Botero Moreno, dueño del Hotel Nutibara y ex presidente del equipo de fútbol Atlético Nacional, dueño de negocios para cambio de divisas,  con el fin de extraditarlo a Estados Unidos que lo solicitaba por lavado de activos; fue un blanco fácil, muy alejado de los verdaderos responsables. Su delito era solo por lavado de dinero, no de narcotráfico; había sido acusado por dos banqueros que estaban encartados en la llamada operación “Greenback” organizada en la Florida por el Departamento de Justicia e instigada por el Departamento del tesoro y que lo acusaron para rebajar su propia pena, en el momento en que gobierno colombiano desesperadamente estaba buscando un caso ejemplarizante con quien estrenar la política de extradiciones


Nota con firma de Pablo Escobar


Una nota enviada al administrador de una de las cabañas en Río Claro

Barry Seal muerto. 1984


Finalmente Escobar envió a buscar a Barry Seal con un escuadrón de sicarios enviado directamente desde Medellín. En una de esas actuaciones inexplicables de la justicia norteamericana, Seal que era un objetivo innegable de la mafia, en libertad condicional por cuenta  del juez Roettger de la Florida, fue condenado por el juez Polazola a residir expuesto en el centro de trabajadores comunitarios del Ejército de Salvación en Arline Highway en Baton Rouge, Lousiana;  lo que facilitó la ejecución de su condena a muerte  al quedar sin protección alguna del gobierno.

El Minuto de Dios con el mar de Coveñas. 1991


El 18 de abril de 1991, el programa "El Minuto de Dios" que solía ser un tanto soso y monótono, de pronto tuvo un cambio de esquema, Escobar le enviaba un mensaje en clave a Pablo Escobar para que se entregara:

"¡Oh mar! ¿Oh inmenso mar que los sabes todo! Quiero preguntarte unas cosas contéstame.  Tu que guardas los secretos, quisiera hacer un instituto de rehabilitación de sicarios en Medellín.  Háblame tu que guardas los secretos, quisiera hablar con Pablo Escobar, a la orilla del mar, aquí mismo, sentados los dos en esta playa... Me han dicho que quiere entregarse.  Me han dicho que quiere hablar conmigo.  !Oh mar!, ¿Oh mar de Coveñas a las cinco de la tarde cuando el sol esta cayendo.  ¿Qué debo hacer? Me dicen que el está cansado de su vida y con su bregar y no puedo contárselo a nadie, mi secreto.  Sin embargo me está ahogando interiormente... ¡Oh mar!.".  Es el ofrecimiento del padre como mediador que por supuesto no es casual es el fruto de la búsqueda incesante que hizo Alberto Villamizar de una clave para destrabar el proceso de la entrega de los secuestrados incluyendo su esposa.  El ministro de Defensa, General Oscar Botero Restrepo, reiteró en Medellín que el Gobierno Nacional está dispuesto a garantizarle a Pablo Escobar Gaviria el respeto de sus derechos, en caso de que decida acogerse a la justicia colombiana. Al día siguiente: Rafael García Herreros es llevado a Medellín a la casa de Fabio Ochoa Restrepo y luego a la cárcel de Itagui donde estaban los tres hermanos.  Allí le escribió una carta a Pablo Escobar en estos términos: " …el objetivo de esta carta es pedirte que busquemos juntos el camino para pacificar a Colombia.  Quiero decirte que estoy dispuesto a ayudarte para llegar a este fin.  Igualmente quiero servirte de garante para que te respeten todos tus derechos y los de tu familia y amigos.  Te ruego que tengas una actitud de perdón aunque estés muy lastimado...  si crees que podemos encontrarnos en alguna parte dímelo”.  


Pablo Escobar post cirugía de párpados. 1991


Esta es sin duda una de las fotos más interesantes de las que se encontraron en la cárcel de La Catedral, puesto que muestra evidencias de la cirugía de párpados (blefaroplastia) que Escobar se hizo en algún momento durante su reclusión.

Pablo Escobar en la Camara de Representantes. 1983




Estas son fotos de agosto de 1983 cuando se reunió  la plenaria de la Cámara de Representantes para debatir el tema de los “dineros calientes”  y esta vez el  representante Escobar si se asomó hasta el recinto del congreso. Previendo una gran afluencia de curiosos, la entrada se encontraba rigurosamente custodiada;  hasta los periodistas, que habían acudido al parlamento con la esperanza de cubrir ese debate sin precedentes, también fueron restringidos  por culpa de las medidas  que se habían tomado con el fin de impedir un show del estilo de Lehder que la primera vez había alegado ser periodista en ejercicio (del periódico “Quindío Libre”) y tener derecho a entrar solo para comportarse con un público hostil. En medio de esta multitud que luchaba por abrirse camino se presentaron múltiples incidentes, entre ellos el protagonizado por un escolta del Procurador Carlos Jiménez Gómez, quien intercambió algunos puños con un mayor de la policía, que intentaba requisarlo en contra de su voluntad.  En el interior los ánimos estaban aún más exaltados; Escobar se encontraba en uno de los salones de las comisiones, reunido con varios políticos que lo escuchaban atentamente; adentro todas las miradas custodiaban el único acceso al recinto para ver cuando entraba el hombre; cuando Escobar finalmente ingresó pareció evidente que la consigna era  frustrarle su espectáculo.  En la puerta se le exigió que se pusiera una corbata, que no tenía, y que  le fue facilitada por alguien; era una de cuadros desabrida en la que sale en todas las fotos de ese día y posteriormente se le exigió la presentación de la cédula;  al final el guardia tuvo que permitirle la entrada en su calidad de suplente a la Cámara, pero no a su esposa, que muy elegante pretendía también acompañarlo en el debate;  ella se quedó atrás, pero fue escoltada más tarde de regreso hasta el recinto por el representante Víctor Mosquera Chaux. El periodista “Poncho Rentería” que se encontraba presente ese día representando a un pequeño partido llamado "Movimiento Cívico de Cali", escribió años después sobre las fotos que quedaron disponibles del momento:“Identificó, aparte de Escobar, a Fernando Ospina Hernández, a Jorge Tarazona, y a Cesar Gaviria, presidente de la cámara en esos días. Veo también al hoy senador Jaime Henríquez (Gallo) y al entonces senador Luis Escobar Concha que, llevado por la curiosidad, asistió al debate que esa noche le hacían Jairo Ortega y Ernesto Lucena al ministro Rodrigo Lara Bonilla. Yo estaba a cuatro metros a la derecha de Pablo Escobar en medio de mis colegas Abelardo Forero y Gilberto Vieira-White. Al otro costado, lo detallé mucho, estaba Pablo Escobar con vestido crema, medias blancas, zapatos Corona, corbata floreada, pelo arrugado, manos gorditas y mucho nerviosismo porque era el centro de todas las miradas... Terminado el debate, volvimos a los corrillos. Con Abelardo Forero, Gilberto Vieira y Alberto Villamizar comentábamos lo sucedido y se nos acercó Pablo Escobar, evadiendo a unos periodistas con grabadora. Nos silenciamos y nos asustamos. Para romper el hielo me dirigí a mi profesor Abelardo diciéndole: "Maestro, usted que vive la historia, este es el superduro de Envigado...Pablo Escobar...". Abelardo lo miró de arriba a abajo y con su bonhomía habitual le preguntó: ¿Y usted de cuáles Escobar es?". La mayoría de los parlamentarios no pudieron ocultar su desagrado ante la presencia del visitante. "Esto es peor que lo de Lehder", comentó uno;  "¿cómo lo dejaron entrar?" preguntó otro indignado parlamentario, “Es un espectáculo denigrante”, decía otro más allá.  El entonces senador Cesar Gaviria Trujillo, bajó del estrado y en tono enérgico le ordenó al jefe de seguridad del capitolio que ningún guardaespaldas más entrara al recinto y que si el representante Escobar o Lehder insistían en ingresar con su "guardia personal",  les negaran la entrada.  Pero los murmullos de pronto fueron ahogados por los aplausos de los asistentes;  acababa de entrar el ministro Lara Bonilla; las barras se encontraban atestadas pero esta vez de partidarios del ministro, lo que le permitía tener el control.  El ministro repitió el núcleo básico de las denuncias tomadas del informe de ABC que eran su única prueba;  no dejó que la discusión llegara a puntos como el de la grabación de su a entrevista con el narcotraficante Porras y por el contrario,  le dio al debate visos académicos que lo redujeron a un sermón sobre los peligros de la drogadicción, con una explicación sobre los métodos de cultivo y el procesamiento de la cocaína; el punto culminante se produjo cuando entre los asistentes se hicieron circular muestras de "basuco" en pequeñas papeletas con la consigna de que “eso” constituía un veneno para las nuevas generaciones.  Muchos de los parlamentarios aburridos por el giro que habían tomado los acontecimientos, prefirieran hacer corrillo en torno a un televisor del pasillo, en el que estaban transmitiendo algo más candente: un partido de Brasil-Argentina.


Pablo Escobar en Nicaragua. 1984



Foto disponible en el  museo de la DEA - Washington - USA correspondiente a la vigilancia de la DEA utilizando el avión de Barry Seal.  Esta es la foto donde más claros se ven los participantes en la operación, incluyendo a Escobar.




Con su familia (Victoria, Hermilda, su hermana Alba Marina, Manuela, recién nacida y Juan Pablo) Escobar viajó a una Managua destruida por el terremoto y por la guerra civil.  Según Sebastián Marroquín (o Juan Pablo Escobar)  en “Pecados de mi padre” fueron estos de Nicaragua los días más amargos de su vida.  Pero entonces, viviendo en medio de la estrechez y la pobreza, en una vivienda cerca de la autopista sur de Managua,   Escobar, que seguía narcotraficando activamente, bajó un tanto la guardia y la DEA logró que  Barry Aldemar Seal,  reclutado por ellos,  y que seguía actuando como un piloto de élite de la mafia, infiltrado en las entrañas de  "El Cartel", hiciera sus primeros vuelos por la ruta a Managua con su copiloto Félix Bates.  A los ocho días Seal en su labor de doble agente, estrelló un avión cargado de cocaína porque Carlos Lehder lo obligó a salir a punto de pistola con muy mal tiempo de alguna de las pistas clandestinas en los Llanos Orientales, porque había una gran presión de despachos de droga por los Juegos Olímpicos de Los Ángeles.  Rápidamente en un nuevo avión suministrado por “El Cartel”,  Seal intentó transportar una tonelada de cocaína pero nuevamente fue impactado por fuego antiaéreo sobre el lago de Managua al volar imprudente en los cielos de una ciudad bajo toque de queda aéreo y debió aterrizar de emergencia en el “Aeropuerto Internacional Sandino” donde fue detenido por la guardia somocista, conducido al llamado “bunker” de Somoza y liberado luego de unas semanas por el alto funcionario del Ministerio del interior,  Federico Vaughan.  Pero fueron muy oportunos estos daños,  porque en el siguiente viaje, Seal, reconocido como el piloto más confiable de la mafia,  llegó nuevamente a Nicaragua en un avión C-123K Fairchild, llamado cariñosamente "Fat Lady” (Dama gorda), suministrado por la DEA y acondicionado con un sistema de cámaras ocultas que permitieron fotografiar algo insólito: El propio Escobar y supuestamente su socio Gonzalo Rodríguez Gacha, que no se ve en las malas fotografías, estaban ayudando a descargar un avión, con 750 kg de cocaína, esta vez en el aeropuerto "Los Brasiles" de Managua,  con la supervisión del mismo Federico Vaughan,  ayudante principal de Tomas Borge Martínez, el  ministro del interior y de un tal “Pedro Pancho”, contacto del M-19.  Seal debió operar el sistema manualmente, temiendo que los repetidos cliks de la cámara terminaran por delatarlo. El que más nítido quedó fue Escobar,  en la primera y única vez que se le vio trabajando directamente en algo relacionado con la cocaína. Una de las razones sugeridas para este extraño comportamiento, fue que Escobar le había encargado al piloto una lista de sus caprichos que no tenía en  Managua, como videos, whisky Escocés, cigarrillos, chucherías de comer y 440 mil dólares en dinero efectivo para sus gastos urgentes que estaba reclamando en persona; por tanto más que descargar la cocaína que nunca tocaba, lo que necesitaba era la caja de sus golosinas y dólares.  Estas tomas eran un obsequio inesperado para la DEA y para todo el gobierno estadounidense. Nunca más se presentó una oportunidad igual de incriminarlo y él siempre quiso desvirtuar que estuviera involucrado en este episodio por lo que significaba en su prontuario.



Aviso de Civismo en Marcha en El Mundo. 1983


Evidencia de las actividades de Civismo en Marcha para el día de la madre en 1983, cuando ya Radio Ritmos, convertida en la emisora de moda por su archifamoso "Escalafon Ritmos", era una de las propiedades de Pablo Escobar.  Esto prueba que Civismo en Marcha mantuvo su agenda propia todo el tiempo.

Civismo en marcha en La Ceja. 1981




El movimiento Civismo en Marcha, ya lo dijimos fue efímero, pero muy activo cuando empezó. Solo eran Pablo Escobar y su tío Hernando Gaviria.  Después vendrían Renovación Liberal y Alternativa Popular para su despliegue departamental y luego nacional.

Pablo Correa Ramos. 1986


Cuando Escobar en 1986 decidió secuestrar y matar a sus socios menores, el siguiente en caer, aunque ni siquiera por autoría intelectual de Escobar,  fue el   dueño del club Deportivo Independiente Medellín,  Pablo Correa Ramos,  asesinado en el diamante de softbol de la Unidad Deportiva Atanasio Girardot, cuando supervisaba el entrenamiento de “Inverco”, el equipo de softbol femenino que patrocinaba.  Como Correa Ramos no era narcotraficante reconocido, su asesinato se atribuyó primero a una confusión de identidad con el otro narco de segundo orden Pablo Correa Arroyave, que era llamado “el narcotraficante de los 600 millones” porque cuando se tomaba unos tragos de más decía que tenía 100 millones de dólares listos para entregar el día que lo secuestraran; al cabo del tiempo se supo que el autor intelectual fue el mismo Correa Arroyave, que intentaba aprovechar la circunstancia de su homonimia para esfumarse ante la DEA.   Pero de nada le sirvió  ante Escobar que seguía decidido a ser más cobrador de impuestos que exportador, aprovechó las confusas circunstancias, lo secuestró a la  semana siguiente con la idea  “que si tenía 100 millones listos para entregar era porque atesoraba por lo menos 1000  y que eso no se lo iba a permitir” y porque según Escobar "Había exigido la vuelta de Lara y ahora no hacía sino reprocharla

Estadero Marandúa


Marandúa en la autopista sur era el estadero de Gerardo "Quico" Moncada, amigo y socio de Pablo Escobar hasta que lo mató en La Catedral

Periodico Medellín Cívico. 1957






En el  año 1957 comenzó a circular en Medellín un periodiquillo de interés ecológico y comunitario editado por un hermano culto de Hermilda, la madre de Escobar, de nombre Hernando Gaviria Berrio; el volante se llamaba "Medellín Cívico" y aunque en ese momento nadie podría anticiparlo, Escobar interesado en la alta política durante sus años de esplendor,  lo usaría para difundir sus ideas sobre "socialismo ecológico" que le servirían como bandera durante su corto ciclo de político en ejercicio. Hernando había sido obrero del ferrocarril, conductor del tranvía y militante del partido comunista.  Con sus ideas de izquierda durante su trabajo había editado un pasquín llamado “El Tranviario” en el que defendía la causa de sus colegas que fueron un gremio muy unido y había colaborado en el periódico "El Sol" del político liberal Gilberto Zapata Isaza que a su vez fue uno de sus principales colaboradores cuando el "Medellín Cívico" se convirtió en mensuario

Segundo foro contra la Extradición. Barranquilla. 1983


En mayo de 1983 se realizó el “Segundo Foro contra la Extradición” en Barranquilla, usando la casa en Puerto Colombia de Iván Lafaurie González que figuraba como empresario artístico; en la mesa principal también estaban Virginia Vallejo y el padre Elías Lopera, pero el público esta vez fue más selecto, solo narcos o interesados, más de 400 personas, sin medios de comunicación invitados.  

Curiosa "V" en la posesión de la Cámara de Representantes. 1982


Esta foto es única.  El momento en que Escobar jura solemne como Representante suplente de Jairo Ortega Ramírez.  Nótese el traje formal oscuro y la corbata, puesto que se confunde a menudo con su primer ingreso al recinto de la Cámara (para legislar), acompañado de su esposa, con traje claro y sin corbata.

Otra sobre la corrida de toros de Medellín sin Tugurios. 1983


Esta corrida de toros a favor de Medellin sin Tugurios es un caso sociológico fascinante.  Una plaza repleta, unos rejoneadores de diferentes orígenes (Fabio Ochoa, Dayro Chica, Alberto Uribe Sierra) que eran el centro del espectáculo, unos toreros de a pie (César Rincón) que eran segundones y los brindis repetidos a Pablo Escobar que actuó como el gran emperador.  Fue tan importante que salió este folleto con apuntes sobre la vida de los rejoneadores que participaron.

LOS PECADOS DE MI PADRE (Completo). Video sobre la vida de Pablo Escobar

Masacre de La Catedral. 1992


FOTO: En la cancha de fútbol supuestamente fueron desmembrados y quemados Fernando Galeano y Gerardo Quico Moncada, según los relatos ulteriores.

Junio de 1992
En algún momento entre finales de junio y principios de Julio de 1992 ocurrió la llamada "Masacre de La Catedral", que comenzó con el asesinato de los socios de Escobar, Gerardo Moncada y Fernando Galeano, pero se continuó con la muerte de familiares, contadores, administradores y testaferros, tanto en la cárcel como en el resto del valle de Aburrá.  Los internos quemaron los cadáveres en la cancha dejando una cicatriz en el césped que puede verse en la fotografía

Lucky 77. 1982


De una época caliente de Medellín, el célebre Lucky 77 (grill y discotec) en las Palmas, arriba de la bomba de gasolina en el sector de Tempo Antonia.

Noticiero Antioquia al Día de Pablo Escobar. 1983


Después de varios intentos de tener medios regionales poderosos, incluso una revista que le hiciera competencia a Semana, fundó el noticiero "Antioquia al Día" como un apéndice regional que se emitía en el noticiero nacional de Arturo Abella Rodríguez, llamado Telediario 7 en punto, en una época en que la televisión era centralizada totalmente en Bogotá y no existían ni Teleantioquia, ni Telecaribe u otros regionales. El logo del noticiero que dirigía Hernando Gómez Barrios era un sol sonriente,  la presentadora era una chica bonita, Patricia Echavarría y la acompañaban los  periodistas Miguel Zapata Restrepo, Federico Montoya Mejía y Hernando Manrique, un grupo de gran experiencia.  Cuando Escobar logró los cinco minutos dentro del noticiero llamo a don Miguel Zapata Restrepo, muy conocido por el radio periódico Clarín (“el que dice lo que los otros callan”)  y le dijo:

¾     ESCOBAR: Hombre don Miguel, yo he pensado en usted, ¿por qué no se vincula conmigo?
¾     ZAPATA: ¿En qué?
¾     ESCOBAR: En hacer unos comentarios en esta cuestión del noticiero.
¾     ZAPATA: Hay muchos comentaristas buenos.
¾     ESCOBAR: No, me dicen que usted es de los poquitos que hace comentarios improvisados y yo no puedo presentar allá a un tipo en televisión leyendo.
¾     ZAPATA: Si es por eso, yo lo hago.
¾     ESCOBAR: ¿Cuándo?
¾     ZAPATA: ¿Mañana?

Se hicieron buenos amigos, incluso don Miguel cuenta que algún día le robaron un carro, por lo que buscó al secretario de gobierno que era su amigo personal, quien le dijo: “Tranquilo Miguel, eso lo anotamos aquí a ver qué pasa”; cuando fue donde Escobar, este también tomó atenta nota y en dos horas tuvo el carro de vuelta.  Hacían una nota semanal con la homilía del arzobispo Alfonso López Trujillo que puntualmente era enviada a Bogotá; Escobar que todo lo supervisaba enviaba los técnicos a la propia casa del arzobispo para grabar este segmento que era un poco de lobby religioso. Cuando el Papa Juan Pablo II,  hizo su primera gira centroamericana que era organizada por   Monseñor López, “Antioquia al día” decidió cubrir el viaje y el veterano don Miguel Zapata, que por suerte  tenía visa americana, fue enviado con unos viáticos de 2 millones diarios que superaban los de cualquier otro periodista acreditado en ese evento. Sin otros noticieros regionales, “Antioquia al día” tuvo el mérito que fue el primero en su género y muy apreciado por Escobar que consiguió equipos de última generación, tantos que los usaron para hacer unas tomas ecológicas en la hacienda Nápoles con Escobar mismo dirigiendo los libretos.  Arturo Abella cuando vio este material,  les pidió entonces a sus nuevos socios que hicieran unas notas adicionales sobre ecología dirigida a los jóvenes que se llamaron “Gente Menuda” y que salieron al aire desde el zoológico de Nápoles con la animación de su sobrino Gustavo Gaviria Restrepo,  durante algunas emisiones del noticiero. [3],


Alfonso López candidato en Antioquia. 1982




Estas fotos son históricas por el momento que marcan.  En septiembre de 1981 ya había ocurrido la famosa reunión en el Hotel Intercontinental entre el candidato López, sus asesores encabezados por Ernesto Samper y la cúpula de la mafia antioqueña.  Esta era su primera visita como candidato presidencia en campaña, 8 días antes de la expulsión de Escobar por parte de Galán en el parque Berrío.

Inauguración de discoteca Kevins. 1983




Este fue el primer espectáculo de la discoteca Kevins: Diego Verdaguer con Juan Erasmo Mochi.  Solo al siguiente mes vino Raphael que era el artista que buscaron para la inauguración pero no pudieron concretar.

Oky Botero rejoneador y Pablo Escobar. 1989


El 7 de noviembre de 1989 Escobar  ordenó asesinar al rejoneador Oscar Andrés "Oky" Botero, en un semáforo de El Poblado, solamente por ser un amigo declarado del general  Jaime Ruiz Barrera,  comandante de la IV Brigada de Medellín,  con quien Escobar mantenía cazada su batalla personal.  

Boletas de fútbol con "Medellín sin Tugurios". 1983


Esta boleta de Fútbol de la Dimayor para un clásico Medellín - Nacional en noviembre de 1983 muestra simplemente el poder de penetración de Escobar en la sociedad Antioqueña. Aparecen los dos sacerdotes que le daban soporte y la corporación Manuel Murillo Toro, misma que ya no es posible rastrear por internet.

Avisos de Medellín Civico de Pablo Escobar. 1982


Medellín Cívico siempre confunde porque finalmente no se sabe que fue (Partido político, Movimiento ciudadano, ecologista?).  En realidad debe decirse que fue un periódico y que el movimiento derivado "Civismo en Marcha", fue efímero y aprovechado por Escobar para diferentes cosas; el movimiento murió para darle entrada a "Renovación Liberal" que tuvo el apoyo de Alberto Santofimio Botero con su "Alternativa Popular".

Periódico Quindío Libre. 1983





Para divulgar su filosofía publicó la primera edición de un nuevo periódico en el eje cafetero llamado "Quindío Libre" un semanario dedicado a exaltar su propio movimiento.  El periódico era de un antiguo militante del MRL de la primer época de  López Michelsen, que le había vendido todos los derechos a Lehder, incluyendo un eslogan que rezaba: “El primer periódico no alineado de Colombia” y debajo otro que decía “Por la unión paisa”;  en el extremo superior derecho una frase proclamaba que: "Este periódico no acepta publicidad de ninguna multinacional. Sólo promueve la empresa colombiana". Costaba 10 pesos y el único aviso publicitario era el de su “Posada Alemana”; en un boletín,  uno de sus redactores decía que “Carlos Lehder era un hombre que se parecía a Cristo”. Tenía varios blancos preferidos: el Grupo Gran Colombiano de Jaime Michelsen Uribe, al que consideraban “explotadores del pueblo colombiano”, Silvio Ceballos, político de Armenia del Nuevo Liberalismo, su enemigo local, Virgilio Barco Vargas, por haber firmado la extradición con Estados Unidos y ser un “vende patria”,  y el periódico  El Tiempo, por algún artículo que había escrito Enrique Santos Calderón, criticando al “Movimiento Latino Nacional”;  esto había causado que fueran quemados ejemplares de El Tiempo  en Armenia. A Quindío Libre le agradaban mucho personajes como Alberto Santofimio Botero que era para ellos “un joven líder y fogoso batallador parlamentario”, el general Gustavo Rojas Pinilla, Omar Torrijos de Panamá y el poeta nadaista Gonzalo Arango, a quién le dedicaron páginas enteras, analizando su obra y su trascendencia. 

Fusilamiento en cuba de implicados en la "Conexión Cubana", 1989


JULIO de 1989
Las agencias cubanas dieron a conocer al mundo con lujo de detalles,  en una actitud poco usual en ellos, la noticia de la detención del general Arnaldo Ochoa Sánchez, héroe de la revolución, hombre de confianza de Fidel  Castro y veterano de la Sierra Maestra y de Angola, con  su ayudante, el capitán Jorge Martínez Valdés acusados de tráfico de drogas; con ellos cayeron también los hermanos Patricio y Antonio, "Tony" de la Guardia Font, general y capitán de las Fuerzas Armadas Revolucionarias, respectivamente y adicionalmente el ministro de Transporte, Diocles Torralba, el del interior José Abrahante y el mayor Amado Padrón, ex cónsul en Panamá y personaje importante en los negocios internacionales del régimen de Fidel.  En conjunto fueron acusados de enviar a través de la isla, seis toneladas de cocaína a Estados Unidos, percibiendo ganancias de 3.4 millones de dólares; se les acusó de contactarse con Escobar; de traficar ilícitamente con cocaína pero también con diamantes y marfil; de utilizar el espacio aéreo, el suelo y las aguas cubanas para actividades de narcotráfico y de avergonzar a la revolución con actos calificados como de alta traición. Un editorial del periódico Granma aceptó que el narcotráfico los estaba tocando por primera vez en su historia revolucionaria inmaculada. El juicio de Ochoa fue televisado durante un mes, donde el militar se auto inculpó de los delitos y pidió para si la pena de muerte, porque querían dejar en claro que esto no era permitido en la revolución.  En el mes siguiente fueron fusilados en Cuba todos, excepto  José Abrahantes, el ministro del interior, que fue condenado a 20 años de prisión por negligencia

Bomba del DAS 1989



Una de las peores bombas en muertos y heridos fue el bus cargado de explosivos contra las instalaciones del DAS en Paloquemado a finales de 1989.  Intentando siempre cazar a Miguel Maza Marquez.

Corrida de Toros de "Medellín sin Tugurios" 1983




 El sábado 13 de marzo de 1983 se presentó un espectáculo de rejoneo en la plaza de toros “La Macarena” de Medellín a favor de "Medellín sin Tugurios" que se hizo famoso porque Escobar recibió varios brindis de los toreros y rejoneadores durante esa tarde y en cada vez venciendo su timidez y natural retraimiento una ovación de la plaza llena; el cartel de esa tarde estaba compuesto por los rejoneadores: Alberto Uribe Sierra (el padre de Álvaro Uribe Vélez), Andrés Vélez, Dayro Chica y Fabio Ochoa Vásquez  y  toreros de a pie,  que eran César Rincón y Pepe Cáceres, con toros españoles de "Los Guateles" y colombianos de Rocha hermanos.  La plaza la abrieron un ramillete de reinas donde estaban Julie Pauline Sáenz, Eddy Cano Puerta y María Teresa Gómez Fajardo;  en las graderías estaban sentados entre otros Victoria Eugenia su esposa, Juan Pablo, su hijo,  Alberto Santofimio y don Abel Escobar, su padre.  

Recompensa de 5000 millones, 1993


Este fue uno de los últimos avisos de recompensa por Pablo Escobar, cuando salía solo con "El Angelito" y ofrecían 5000 millones y una frase "usted pone todas las condiciones".

Pablo Escobar a 10 años de su muerte. Video. 2003



Este es un programa especial de RCN a los 10 años de su muerte

Pablo Escobar y Arte Urbano



Una de las manifestaciones de arte urbano más comunes es el "San Pablo" que aparece en diferentes sitios de la ciudad, simplemente como una cara pintada con aerosol.


Ya una vez tuvo una variación que causó gran inquietud que fue el "Pablo Escobar Presidente", nada más y nada menos que propuesto de 2006 al 2019, juguetón arte urbano sin trascendencia.

Pablo Escobar en la revista People 1989


En diciembre de 1989 Escobar fue escogido por la revista People como uno de los 25 personajes más influyentes del año; compartió la distinción con personajes como Madonna, Billy Cristal, Spike Lee, Jack Nicholson, Paula Abdul, Mikhail Gorbachov, la princesa Ana de Inglaterra, Salman Rushdie y el mismo Manuel Antonio Noriega;  según la revista que le dedicó una página, su distinción no era por la fortuna que poseía, sino por su capacidad de poner en jaque a las autoridades legítimas.