Primer foro contra la extradición. 1983



Lo que más preocupaba a Escobar era la amenaza latente de ser extraditado a Estados Unidos;  por el momento su pelea parecía más filosófica y de argumentos, aunque con el tiempo no dudará en utilizar todo tipo de armas y violencia para detenerla. Justo cuando Tambs,  se posesionaba el nuevo embajador de Estados Unidos, Escobar realizó en Medellín, como un aporte académico al tema,  el que se llamó el “Primer foro contra la extradición”;  la idea era reunir figuras prominentes de la política y la farándula y atraer un poco la atención de la prensa.  Escobar le pidió a su amigo el  sacerdote Elías Lopera, que era vice-presidente del tribunal eclesiástico, que moderara las reuniones. Finalmente el padre aceptó y  la reunión se realizó a las 7 pm en la discoteca Kevins que aunque era  propiedad de José “Pelusa” Ocampo, tenía la logística de Escobar.  Desde el principio fue un éxito rotundo; asistieron unas quinientas personas, incluyendo la prensa nacional (encabezada por la revista Semana).   En la mesa principal se encontraban además de Escobar y de la periodista Virginia Vallejo (su musa),  Humberto Barrera Domínguez (ex magistrado de la Corte Suprema de Justicia y uno de los abogados de los  hermanos Ochoa), Fabio Mejía, Félix Vega Pérez (Senador del Magdalena) y su colaborador periodista Gilberto Zapata Isaza, (político liberal, asistente del periódico “Medellín Cívico”).